La fuga de un conspirador, Ramón Franco

Ramón Franco Ramón Franco, el héroe del Plus Ultra, el hermano del general Franco, había ingresado en la Asociación Militar Revolucionaria, donde militaba Queipo de Llano o civiles como Manuel Azaña, que conspiraba en cuarteles y centros militares contra la monarquía. Junto a su compañero Pablo Rada y con el apoyo de revolucionarios y anarquistas compran armas para preparar el advenimiento de la República. Entres sus “hazañas” figuran la de intentar bombardear un mitin monárquico en la Monumental o sabotear la avioneta del duque de Estremera que se salvó por los pelos.

Cuatro Vientos En octubre de 1930 es encarcelado en el caserón de Prisiones Militares. En la cárcel los presos reciben casi a diario limas, sierras, pistolas y cuerdas ocultas en la comida. Ramón recibe también una botella de coñac, según parece ésta era la contraseña convenida con Pablo Rada para fijar el día de la huída. El plan de fuga se pone en marcha.

Ramón huye en compañía del ex-comandante Alfonso Reyes, detenido por delitos comunes, el 24 de noviembre de 1930 a través de la capilla, había conseguido las llaves de la misma simulando un naciente fervor católico, aprovechando las horas en las que la amasadora de pan cercana hacía más ruido, entre la 1 y las 4 de madrugada. Incluso sonó un despertador que su compañero de fuga había preparado para despertarle. Ramón dejaría en su fuga una carta insúltate dirigida al general Berenguer. En las inmediaciones les espera un coche propiedad del catedrático don Juan Negrín.

Ramón Franco y Pablo Rada Su participación en la sublevación de Cuatro Vientos volando sobre la Madrid arrojando octavillas y proclamando el advenimiento de la República, aunque su idea original era bombardear el Palacio Real, provocaron su exilio tras el fracaso de la sublevación de Jaca y de Cuatro Vientos. El director general de Seguridad, Emilio Mola, interceda ante su hermano, Francisco Franco, director de la Academia Militar de Zaragoza, para que cambie su proceder.

Negrín Desde la clandestinidad seguiría conspirando contra el régimen adquiriendo armas gracias a su doble nacionalidad, además de la española tenía la uruguaya, y su fama lograda con la hazaña del Plus Ultra. Con la proclamación de la II República sería rehabilitado y volvería a España.

Ramón en el Plus Ultra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: