Golpe en el golpe: La crisis de Salamanca

Golpe en el golpe: La crisis de Salamanca

Falange Española

Los sucesos ocurridos durante la primavera de 1937 en el denominado bando nacional supusieron un golpe de estado dentro del propio golpe que algunos militares habían orquestado contra la legítima república española. Este hecho supuso para Franco el control de todas las fuerzas políticas rebeldes bajo su mando supremo. Pero ¿qué ocurrió por aquellas fechas en Salamanca?

Hedilla

Cuando en julio de 1936 se produjo el cruento golpe de estado contra la legitimidad republicana Falange Española de las JONS era una organización minoritaria, no superaba los 6.000 afiliados, de los cuales más o menos la mitad estaban en la zona republicana. Su líder, José Antonio Primo de Rivera, había sido detenido en Madrid y trasladado a la cárcel de Alicante. Otros líderes de la organización fascista habían corrido la misma suerte, como Nemesio Fernández Cuesta y Ruiz de Alda. La Falange había aumentado considerablemente sus efectivos ya que fueron capaces de dotar al movimiento golpista de su ideología fascista y de aportar combatientes en los primeros meses de la guerra. A petición del general Mola, Falange aportó en los primeros días del verano de 1936 más de 15.000 adeptos.

Con su líder encarcelado y con el notable aumento de militancia en sus filas surgieron en el seno de la organización fascista diversas tendencias. Una de ellas estaba formada por los falangistas del norte de España apoyados por los intelectuales del partido como Dionisio Ridruejo; el segundo grupo, el denominado Grupo de Madrid, estaba formado principalmente por radicales universitarios que veían a la Falange como un auténtico partido de derechas que debía desligarse de su origen fascista; y un tercer grupo, los llamados “falangistas de última hora” , pretendían convertir a la Falange en un partido moderado de derechas.

Franco

La organización decidió nombrar como jefe provisional de Falange a Manuel Hedilla, en tanto en cuanto, José Antonio continuase preso en Alicante. Muchos de los militares golpistas ya sabían que el líder de Falange había sido condenado a muerte por un tribunal republicano y ejecutado, pero mantuvieron la noticia en secretos, aunque algunos miembros de Falange ya conocían la noticia. Frente a Hedilla y sus colaboradores, Víctor de la Serna y José Antonio Serrallach, se encontraban los falangistas del Grupo de Madrid comandados por el sevillano Sancho Dávila que pretender impulsar la unificación entre falangistas y carlistas negociando con el líder carlista Fal Conde. Las negociaciones se rompen ya que Falange pretende fagocitar e integrar a los carlistas dentro de su organización para garantizar un Estado Nacionalsindicalista en España.

Como muestra de la disidencia interna el 27 de febrero de 1937 la Delegación Nacional de la Sección Femenina publica una circular en la prensa falangista en abierta desobediencia en la que solicita no mostrar ningún respeto ni por la Marcha Real ni por las banderas reales en respuesta al Decreto de reposición de la Marcha Real como himno nacional aprobado por la Junta de Defensa.

Tropas falangistas

En febrero de 1937 distribuye en la zona nacional 25.000 copias del discurso que José Antonio Primo de Rivera en el cine Europa de Madrid en 1936, pero el delegado de Prensa y Propaganda de Falange Vicente Gay, hombre de Dávila,  ordenó su retirada. El jefe provincial de Burgos, José Andino, leyó el discurso en Radio Castilla motivo por el que fue detenido por orden del cuartel general. Un grupo de hedillistas gallegos pretendió sacarlo a hostias de la cárcel. Ante la evolución de la situación Dávila, Agustín Aznar, Rafael Garcerán y José Moreno, Jesús González Vicén y José Antonio Girón de Velasco se dan cuenta de que su única posibilidad de controlar la Falange es cargándose a Hedilla.

Dionisio Ridruejo

Franco que ha estado observando los movimientos que se producían en Falange y que lleva tiempo madurando la idea de controlar de forma absoluta el movimiento golpista convoca el 12 de abril a los carlistas más proclives a la unificación. Hedilla enterado de los movimiento de Franco convoca un Consejo Nacional de Falange para el 25 de abril. El 13 de abril Hedilla encomienda al falangista Ángel Alcázar de Velasco espiar al grupo de falangistas proclives a la unificación y al delegado de Sanidad, Tomás Rodríguez que refuerce las estructuras sanitarias en previsión de posibles heridos.

Los días 15 y 16 de abril Salamanca se llena de falangistas armados, son hombres de Hedilla y del Grupo de Madrid. El día 16 los falangistas del Grupo de Madrid designan un triunvirato que sustituirá a Hedilla, Aznar, Moreno y Garcerán. Armados y escoltados se dirigen a la sede de la Junta de Mando de Falange con el objeto de cesar a Hedilla. Hedilla abandona el lugar y solicita una entrevista con Franco pero éste no le recibe y se entrevista con el coronel Barroso. El grupo golpista, el triunvirato, se reúne con Franco esa misma tarde, lo que indica claramente la postura que adopta el general Franco.

Girón de Velasco

Hedilla ordena al jefe local de Salamanca, Ramón Laporta, que volviera a tomar la sede, desalojando a los ocupantes, instó al jefe de la cercana Academia de mandos de Pedro Llen, capitán provisional de origen filandés Carl von Haartman, que enviase una unidad de cadetes falangistas para asegurar su propósito. Laporta no actuó, pues se puso con su gente -unos 600- a las órdenes de Franco; von Haartman exigió la orden por escrito firmada por Hedilla. Al poco tiempo, Serralach se presentaba en la Academia Pedro Llen con la orden firmada, y entonces Haartman obedeció, presentándose él mismo en Salamanca al mando de 50 cadetes falangistas con los cuales ocuparía de nuevo el edificio de la Junta de Mando.

Hedilla y Astray en Burgos

La madrugada del 16 al 17 de abril un grupo de hedillistas van a casa de Dávila para detenerlo, se produce enfrentamiento armado entre falangistas de uno y otro signo, y Dávila es finalmente detenido. Posteriormente se dirigen a detener a Garcerán, el cual les recibe a tiro limpio desde el balcón de su casa. Dos falangistas murieron en las algaradas que se produjeron, uno de cada una de las facciones en liza.

El 18 de abril se celebra una reunión del Consejo Nacional de Falange al que acuden todos los líderes de Falange excepto Dávila que permanece detenido. Hedilla esgrime una lista, intervenida a Dávila, en la que figuran  47 falangistas que iban a ser eliminados, y Hedilla es elegido jefe de Falange con 10 votos a favor, 4 en contra y 8 abstenciones. Esta vez Franco si le recibe, y ambos salen al balcón del cuartel general donde son vitoreados.

Falangistas

El día 19 todo parece indicar que Hedilla ha triunfado. Las fuerzas falangistas que le apoyaban son enviadas al frente. A las 8 de la tarde de ese día, Hedilla recibe una carta de Franco con el texto del decreto de unificación y el discurso que Franco va a pronunciar. La unificación es ya un hecho, nace Falange Española Tradicionalista y de las JONS. El decreto establece el liderazgo absoluto de Franco y se reserva a Hedilla la secretaría del movimiento presidido por Franco.

Carl von Haartman

El día 20 se vuelven a reunir Franco y Hedilla. El falangista se niega a aceptar el decreto de unificación y convertirse en un mero palmero del general. Así las cosas, el día 23 de abril Hedilla es detenido y procesado por atentar contra el triunvirato que le había cesado. El 29 de mayo es también acusado de intentar derrocar a Franco. Hedilla es condenado doblemente a muerte e indultado el 18 de julio. Es encarcelado en Canarias y en los años cuarenta trasladado a Mallorca. Posteriomente fue “premiado” por el régimen con un cargo en la compañía Iberia

Estatutos Falange Española Tradicionalista y de las JONS

Una respuesta to “Golpe en el golpe: La crisis de Salamanca”

  1. juan lope Says:

    la foto que pones Falangistas, no es veridica, se trata de gente de la CEDA, de Granada, y el que va ala cabeza con mono blanco es un aristocrata asesino

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: